13 March, 2017 xemov

Camaras termográficas en drones

camaras termograficas en drones

En la actualidad, gracias al alto desarrollo de la tecnología de los vehículos aéreos no tripulados (UAV), ha habido importantes cambios en el sector de las inspecciones termográficas con drones. El objetivo es utilizar los drones con pequeñas y ligeras cámaras termográficas a precio competitivo con las máximas garantías de seguridad y calidad.
De hecho, la termografías desde drones es un sector en pleno desarrollo y cada día encontramos nuevas aplicaciones a la termografía con dron en campos tan diversos como las energías renovables, la eficiencia energética o la vigilancia.

camaras termograficas en drones

camaras termograficas en drones

Las camaras termograficas en drones son mucho más que un simple sensor. Es un sistema totalmente autónomo que proporciona a los controladores del dron el mismo confort que el que tendría un técnico termógrafo con una cámara térmica de mano. Sin embargo, no es solamente importante la comodidad a la hora de hacer mediciones, sino también las múltiples funciones que ofrece, que amplían significativamente las posibles aplicaciones de la termografía con drones.
Las cámaras termográficas en drones están cada día más de moda porque nos proporcionan una información única. Estas cámaras cuentan con un sensor pasivo que es capaz de captar la radiación infrarroja emitida por los cuerpos que lo rodean y transformarla en imágenes visibles para el ojo humano.

camaras termograficas en drones
La incorporación de cámaras termográficas a los drones, está abriendo un campo de aplicaciones de termografía aérea novedoso al alcance de un mayor número de empresas.
Aquí se dan dos hechos: se fabrican cámaras termográficas más económicas de un alto nivel profesional las cuales se pueden acoplar a drones que permiten un uso aéreo a un coste muy competitivo. Y el uso de drones para termografía aérea es la mejor solución para la inspección industrial, la inspección agrícola, la inspección de edificios, salvamento y otros muchos sectores.camaras termograficas en dronescamaras termograficas en drones
La termografía puede ayudar a los jefes de mantenimiento a detectar una anormalidad antes de que se produzca el problema real. Al montar la cámara termográfica en un dron, podemos revisar grandes cantidades de instalaciones o terreno en un único vuelo, así como acceder a zonas difíciles o casi impracticables sin riesgo humano alguno. De esta forma, se pueden evitar costosas averías y ahorrar tiempo y dinero, eliminando los riesgos humanos.

Las camaras termograficas en drones ofrecen algunas aplicaciones de gran utilidad con drones: Inspecciones termográficas con drones para detectar un calentamiento anormal en aisladores y estructuras como consecuencia de una alta resistencia o una corriente excesiva. Es una de las principales causas de muchos problemas en sistemas eléctricos. La utilización de la termografía con drones para localizar aislamiento húmedo en tejados es el método más efectivo y sencillo. Una cámara infrarroja detecta y muestra mediante una imagen térmica las diferencias de temperatura en un módulo fotovoltaico y permite detectar puntos calientes. Búsqueda de personas y animales con la opción de utilizar el modo alarma y al ajuste manual del rango de temperaturas. La termografía desde drones se utiliza para diagnosticar el estado de los edificios para detectar puentes térmicos y otras anomalías. Y por último que los bomberos utilizan cámaras infrarrojas para localizar a personas y animales entre el humo denso, así como para determinar el origen de los incendios.

En definitiva, el uso de camaras termograficas en drones ofrece infinidad de posibilidades en distintos sectores de la industria, agricultura y salvamento y se perfila como una alternativa de futuro a las técnicas que se emplean en la actualidad. Contar con un buen equipo y con una forma eficiente de tratar los datos obtenidos e incorporarlos a las lecturas de otros sensores será la clave del éxito del análisis termográfico con drones.